Concha Gómez-Acebo
Vanidad y Tiranía
Catálogo exposición Vanidad y Tiranía
Septiembre 2020
GALERÍA UTOPIA PARKWAY

 

Quisiera hablar poco sobre esta exposición. Hay una percepción obvia que salta a la vista como en todos los misterios. Porque el misterio, como dice el poeta Tomás Segovia, “no es lo que se ve o se explica”, es sencillamente, “lo que salta a los ojos”.

A menudo empiezas un cuadro sin saber de quién será la habitación que está apareciendo. Un programa suena en la radio dedicado a “La Traviata”. Lo que dice la locutora y la propia música revelan a quién pertenece, es el vestidor vacío de Violetta, la heroína. Otras veces intuyes quién puede haberse perdido en el bosque que pintas desde hace un año.

Los cuadros de esta exposición son manifestaciones de misterios que se esconden detrás de personajes de historias que me han conmovido o intrigado. De novelas y cuentos y especialmente de las mujeres que en ellos aparecen. No pretendo revelarlas, ni describirlas, solo pintarlas. Como todo lo personal supongo que será universal y que tendrá que ver con todas las mujeres.

En los cuadros iban saliendo las sensaciones que producían esas historias: la inquietud, el miedo, lo no dicho, lo que se entrevé sobre el mundo y el ser humano. Luces, portentos y tinieblas. Quería que fuera saliendo lo que tuviera que salir. El alma andando por las historias.

Las habitaciones y bosques iban apareciendo sin saber a quién acabarían perteneciendo. Y lo que pintaba fue derivando en espacios que pertenecían a mujeres. Mujeres de la literatura y los cuentos. Anna Karénina, Penélope, Catherine de “Wuthering Heights”, Titania, Blancanieves, Cenicienta, Salomé, Ángeles negros… Mesas, vestidos, sillas, zapatos, divanes, cortinas, plantas, espejos que dan pistas. Mujeres, pasiones y rencores que las enajenan y las llevan por unos caminos u otros. La apariencia y los disfraces con que se cubren o se descubren. Vanidad y tiranía.